Bienvenido al sitio del Collège de l'Île Existen muchas ventajas de estudiar en el extranjero en un país como Canadá, un país multicultural donde se celebra la diversidad. Además, es un lugar donde la calidad de vida es muy buena, la gente es amble y su ambiente es completamente seguro. Una excelente ventaja de escoger Canadá como destino de estudio, es que por ser un país oficialmente bilingüe, se puede venir aprender el francés y el inglés al mismo tiempo.

Acerca de la Isla del Príncipe Eduardo
La Isla del Príncipe Eduardo es una de las cuatro provincias ubicadas en la costa este de Canadá a orillas del Atlántico, la cual ofrece un paisaje de campos sin fin y de aguas cristalinas que definen la vida de la isla. Lo invitamos a conocer la riqueza de nuestro patrimonio cultural, así como también nuestra incomparable hospitalidad.

Costos para Estudiantes Internacionales


Tenga en cuenta que los siguientes costos para estudiantes internacionales, se suman a los costos de los programas regulares del Collège de l'Île :

Costos Internacionales: 3 250,00 $

Opción de plan de salud (Los estudiantes deben comprar un plan de salud o presentar la prueba de cobertura)
Collège de l'Île (Destination Travel Group) : 600,00 $ a pagar el 1 de mayo del 2015

Aprenda francés e inglés en la Isla del Príncipe Eduardo

Antes de empezar el programa, usted tendrá la oportunidad de inscribirse a un curso intensivo para aprender francés e inglés en el Collège de l'Île, dicho curso tendrá una duración máxima de 15 semanas por idioma, pero una evaluación previa a su llegada determinará el nivel y la duración del curso.

Los programas de idiomas For the love of English (Por el amor al Inglés) y Pour l'amour du français (Por el amor al Francés) se pueden estudiar en línea o en clase y permiten a los estudiantes adquirir las habilidades necesarias para comunicarse en inglés y en francés en situaciones de trabajo y de la vida cotidiana. Estos programas se ofrecen por el Language Research Development Group (Grupo de Investigación para el Desarrollo de Idiomas) combinando el auto aprendizaje con ayuda de módulos impartidos por tutores en línea o vía telefónica.

Al finalizar el curso de inglés o de francés que haya obtenido en el Collège de l'Île, usted podrá realizar estudios universitarios que cumplen con las normas del mercado laboral canadiense. El Collège de l'Île ofrece programas universitarios en áreas donde los empleadores ofrecen atractivas oportunidades de empleo.

Costos

Inglés
1er pago (1 mayo 2015): Máximo 2 000 $
2ο pago (1 agosto 2015): Máximo 2 000 $

Francés
1er pago (1 mayo 2015): Máximo 2 000 $
2 ο pago (1 agosto 2015): Máximo 2 000 $

Encontrará toda la información sobre el proceso de inscripción aquí.

Hospedaje en la Isla del Príncipe Eduardo

Durante su estancia, usted se hospedará con una familia cálida de la región Évangéline, cerca del Collège de l'Île . Esto le dará la ventaja de comunicarse en el idioma que está aprendiendo dentro de un ambiente agradable. Será una excelente oportunidad para practicar lo estudiado y una manera más rápida de aprender el idioma con su familia anfitriona, al mismo tiempo tendrá la oportunidad de disfrutar de la hospitalidad tradicional de los Acadianos.

La renta por los 3 meses de hospedaje será de 1 800,00 $, incluye el almuerzo y la cena. Un medio de transporte se organizará para ir al Colegio si es necesario. Después de 3 meses, los estudiantes que lo deseen se han encontrado un trabajo que les permite pagar los gastos de hospedaje.

La región de Évangéline y su comunidad acadiana y francófona
La comunidad acadiana y francófona se concentra principalmente en la región de Évangéline, una zona costera en la que se aprecia la riqueza de los paisajes naturales y la cultura acadiana. Sus habitantes comparten orgullosamente su idioma, su música, sus platos típicos y su alegría de vivir.
Su visita a la región de Évangéline, le permitirá gozar de todos sus sentidos y vivir una experiencia visual que conservará por siempre en su memoria. La región de Évangéline es una comunidad de pescadores y agricultores, en la cual podrá caminar por playas solitarias, visitar bellas iglesias y asistir a festivales musicales y comunitarios. Asimismo, podrá disfrutar de sus acantilados rojos y del resplandor de sus faros blancos, mientras observa sus magníficas puestas de sol, que generan siempre en el visitante el deseo de volver.